FeaturedHardware

Cómo doblar tubos acrílicos para un circuito de refrigeración líquida

Quizá una de las partes más entretenidas y complicadas de montar un sistema de refrigeración líquida para nuestro pc, sea precisamente el doblaje de los tubos acrílicos. Si bien es verdad que los que se hayan decantado por poner tubos flexibles no se encontrarán con este problema, los que hayan preferido tubos rígidos tendrán que adaptarlos a su equipo y doblarlos. En este post os enseñaremos cómo se doblan los tubos acrílicos.

¿Qué necesitamos?

  • Tubos acrílicos (son bastante económicos y podemos encontrarlos en casi cualquier tienda online dedicada al gaming. Aquí os dejamos el enlace a los de PC Componentes)
  • Tubo de silicona
  • Kit de herramientas para doblar, cortas y limar tubos acrílicos + tubo de silicona (en PC Componentes hay un kit de herramientas que contiene todo esto)
  • Pistola de calor de 200W (en Amazon podemos conseguirlas por unos 20€)
  • Marcador o cinta adhesiva
  • Pajitas o cañitas para refrescos
  • Superficie plana

Doblar tubos acrílicos tiene una teoría sencilla, la práctica ya es otra cosa, pero por lo menos los tubos no son caros. Para evitar que tengáis que comprar nuevos tubos aquí os vamos a contar como doblarlos según nuestra propia experiencia.

Lo primero de todo es medir la distancia que hay entre los dos puntos donde tendrá que ir conectado el tubo y decidir qué forma le vamos a dar. No importa por qué tubo empieces, aunque lo más razonable es ir montando primero los que están en el interior de la caja y luego los que se encuentran más al exterior para que sean más sencillos de instalar. Si los montamos al revés, los que están delante nos molestarán para conectar los que se encuentran más al fondo.

Para medir cuánto tubo necesitaremos nosotros utilizamos las pajitas de refrescos. Conectando unas con otras podemos ir dando la forma que tendría nuestro tubo. Al doblar las cañitas por donde debería de doblarse el tubo de acrílico, podéis marcarlas un poco más fuerte para diferenciar las secciones. Ahora solo toca poner la pajita sobre el tubo y marcar los lugares en los que se formaran curvas o codos. Os recomendamos hacerlo por secciones e ir marcando con un rotulador (que luego se pueda limpiar) sobre el tubo. De esta forma sabréis donde se inicia la curva. Selecciona, entre las herramientas para doblar tubos que te vienen en el kit, cuál es el ángulo que más te interesa para doblar ese tubo y prepárala sobre una superficie plana. Ahora solo tienes que meter el tubo de silicona que te viene con el kit hasta que superes el punto indicado para doblar. Si no metes este tubo de silicona, el tubo acrílico se deformará con el calor de la pistola. Si se ves que se atasca usa un poco de agua y jabón.

Sin cortar aún el tubo (dato importante) cogemos la pistola de calor y la encendemos para que vaya cogiendo temperatura. Si tienes alguien que pueda ayudarte sujetando la pistola mejor que hacerlo solo, sino, ponla sobre la mesa con la boquilla asomando por el borde y aléjate unos 5cm. Ahora dale vueltas al tubo por donde tienes la marca para iniciar la curva. Es importante que le des vueltas constantemente y que no te acerques demasiado a la boquilla de la pistola o se quemará el plástico. Pasado como un minuto (quizá algo más depende de la potencia de la pistola) comprobarás que el plástico se vuelve flexible y será el momento de utilizar las herramientas para doblarlo. Coge la herramienta de doblaje que preparaste previamente y moldea el plástico con ella. Tendrás que hacer un poquito de fuerza y mantener durante unos minutos en esa posición para que se enfríe y se endurezca.

Haz lo mismo con las demás secciones y corta el tubo cuando ya lo hayas doblado todas las veces que quieras o que necesites. Ya solo te queda instalarlo y repetir la operación para el resto de los tubos. Te recomendamos que te armes de paciencia, porque aunque el proceso parece sencillo es bastante laborioso y hay que tener cuidado para que quede bien. A continuación te dejamos un vídeo y unos consejos que creemos que te resultarán útiles.

Consejos

  • Montad los tubos con todos los componentes ya en sus respectivos lugares para saber por dónde los podéis pasar sin que se estorben.
  • Tened en cuenta el posible cambio de algunos componentes, por ejemplo, las memorias RAM o los discos duros, dejando un fácil acceso para poder hacerlo sin desmontar toda la refrigeración líquida.
  • Comprobad que los tubos no se salen de los límites de la caja o no podréis cerrarla después.
  • No cortar el tubo antes de doblarlo o no podréis hacer la fuerza suficiente para doblar algunas secciones.
  • Si no os apañáis con las herramientas para doblar los tubos también podéis hacerlo a mano, a veces hasta queda mejor.
  • No os olvidéis de meter el tubo de silicona dentro del tubo acrílico o se deformará con el calor.
  • No dejéis de darle vueltas al tubo mientras lo calentáis, de lo contrario se quemará.
  • Si necesitáis corregir, con el tubo de silicona dentro y el calor de la pistola de aire caliente, el tubo acrílico volverá a su forma original.
Etiquetas

Isis Vecino

Periodista y ahora especialmente volcada en gaming y tecnología ¡Por fin!

Artículos relacionados